Javier Aris

El mejor propósito y el mejor final

Mi Propósito reside en el amor, en la evolución del ser, en acompañar a las personas en su proceso de autoconocimiento y apertura a nuevas dimensiones de aprendizaje, aumentando su poder interior, se potencia su cambio a través de la expansión de consciencia aunando cuerpo, mente, alma y espíritu.

JAVIER ARISTÓTELES DIEZ

Si me permites, te invito a acompañarme por un breve paseo a lo largo de mi historia, esta comienza así:
Desde mi infancia traigo recuerdos anteriores a mi nacimiento, en los que con el paso de los años, he podido profundizar y sentir fuertes regresiones hacia existencias anteriores, que me han servido para comprender el origen y el propósito de ésta encarnación en la tierra.
He aprendido de una manera poco convencional, crecí en un entorno de meditación, junto con chamanes y alrededor de encuentros sagrados.

Nací con una gran conexión con el plano espiritual y la naturaleza, canalizando información desde muy pequeño.

En mi adolescencia experimente toda la fuerza del abandono y el rechazo, una herida que me hizo caer en adicciones, tocar fondo, adentrándome en una profunda oscuridad.
Buscando salidas encontré la religión en la que tuve un proceso largo de aprendizaje y de la que obtuve una gran enseñanza, vi de cerca la oscuridad y descubrí que lo importante esta en nuestro interior, sentí una fuerte llamada que me llevó a dejar atrás la iglesia y salir en busca de la verdad.

Fue entonces cuando llego a mí la enseñanza oculta de Cristo el Mago, me Inicie en la magia blanca, esoterismo, exoterismo, profundice en la meditación y canalización, comenzando así mi proceso de sanación y despertar.
En mi etapa adulta, conocí a Eva que como coach me acompañó en un proceso de autodescubrimiento, me enamoré tanto de la experiencia que decidí realizar un máster donde me especialicé en coaching social con bases de psicología humanista.
Posteriormente me especialice en coaching espiritual, tras ello completé el rango de maestro de meditación esto me llevo a un aprendizaje enriquecedor, mi formación integra inteligencia emocional, programación neurolingüística y corporalidad.

 

Hoy en día, mi trabajo dentro del campo de la espiritualidad me impulsa a llevarlo a un plano consciente y así poder acompañar a las personas a descubrirse en su forma terrenal.
Me interesan las relaciones personales e interpersonales, lo cual despierta en mí una fuerza interior para expandir mis conocimientos. Desde siempre las personas de mi entorno han acudido a mi para consultarme, me encanta explorar la cognición humana, las relaciones, como interactúan, les he ayudado como amigo, ahora es transcendente poder acompañarlos de manera profesional y dinámica.

 

He viajado a nueve países, conocido diferentes culturas que me han aportado sabiduría, una visión más amplia de la vida, apertura y cambio de mentalidad. He cumplido mi anhelo de adentrarme en las pirámides de México y Egipto, donde he realizado encuentros de
meditación en uno de los centros energéticos más importantes de la tierra como la gran pirámide de Guiza.
Siento que es el momento de compartir contigo esta sabiduría ancestral.
Cuando el alumno está preparado escucha las pisadas del maestro.

EL MEJOR PROPÓSITO Y EL MEJOR FINAL